En qué mano se pone el anillo de casado

En qué mano se pone el anillo de casado

La gran protagonista de una boda es siempre la novia, pero en un segundo lugar muy destacado está el novio, del que no podemos olvidarnos. Ambos sellan su amor con la entrega de alianzas, pero no siempre fue así, pues la tradición de que el hombre use anillo de casado no es tan antigua como en el caso de las mujeres. La historia de las alianzas de boda nos muestra también en qué mano se pone el anillo de casado y por qué. Os lo comentamos con detalle.

Pareja de recién casados

Dónde se lleva el anillo de casado

El anillo de casado ha de lucir en la mano izquierda, en el dedo anular, y esto es una cuestión histórica que se basa en tradiciones. 

Los romanos pensaban que en este dedo de esta mano existía la denominada vena amoris, la “vena del amor”, que conectaba directamente con el corazón. La ciencia acabó desmintiendo esa creencia, pero la tradición perduró.

Otra teoría era la tradición en los matrimonios cristianos, cuando el sacerdote aludía al Padre, al hijo y al Espíritu Santo tocando con el anillo los dedos pulgar, índice y corazón. El modo de sellar el matrimonio, por tanto, era llevar el anillo de casado en el dedo anular. 

La religión judía tiene su propio ritual, que consiste en que el novio coloque el anillo en el dedo índice de la novia, y no en el anular. La novia, por su parte, debe hacer lo mismo.

Si acudimos a explicaciones más prácticas, una probable es que la razón para que los anillos de boda se luzcan en el dedo anular es porque este dedo es menos utilizado que otros como el índice o el pulgar. Además, como hay más gente diestra que zurda, esta mano es menos hábil y se desgasta menos. De este modo, la alianza, que está elaborada habitualmente a partir de oro, un metal blando, se daña menos.

Anillo de diamantes

Historia de las alianzas de boda

Las alianzas de boda se remontan a miles de años atrás. La entrega de anillos como obsequio de boda y símbolo de unión matrimonial es algo que aparece ya en la cultura egipcia, pero que continúa con los romanos y posteriormente las ceremonias cristianas, aunque en este caso hay que esperar hasta el siglo IX d. C.

En las civilizaciones orientales, como la china, también se utilizaban alianzas se ponían en el dedo anular, porque es el que representa a la pareja. Los otros dedos representan a otros miembros familiares como los padres, los hermanos o los hijos.

En Occidente la llegada del Renacimiento supuso hacer inscripciones en las alianzas, lo que implicó un desarrollo de la profesión de joyero. Desde entonces hasta la actualidad, las alianzas han seguido siendo un elemento imprescindible en las bodas, pero no fue hasta la segunda mitad del siglo XX cuando los hombres comenzaron a utilizar de manera masiva esta joya.

 

Ahora que hemos analizado en qué dedo se pone el anillo en diferentes culturas, debes saber que, en nuestro país, se suele llevar en la mano izquierda excepto en regiones como Cataluña, Madrid o la Comunidad Valenciana. El dedo anular es el elegido en cualquier caso, pues eso indica la tradición, aunque siempre se puede renunciar a ella. Sin embargo, lo que es imposible negar es que la historia de las alianzas de boda muestra que esta joya siempre ha representado la unión y el amor de una pareja.

¿Te gustaría llevar una de mis alianzas? Puedes ponerte en contacto conmigo y comentarme tus ideas, estaré encantado de diseñar unas alianzas personalizadas para vosotros.

Añadir un comentario:

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Abrir chat
Powered by